Portada » Inicio » Provincia » Rutas » Rutas Verdes » Tres Burros, al límite de la Cabrera
   

 

 

 

 

 

 

Envía tus sugerencias

.
Recomienda a un  amigo
.
Imprime esta página
.
Acerca de: Conocer Zamora

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

   

 

 

 

 

 

 

San Martín de Castañeda.

Centro de Interpretación del Parque Natural, Monasterio de S. Martín de Castañeda, Miradores de la carretera, Laguna de Peces, Lagunas de Yeguas y Cubillas, Mirador de los Tres Burros, Laguna de Fueyo Grande, Valle y Embalse de Vega de Tera.

Evitar temporada de nieve; a esa altitud con seguridad que está cubierto.

Laguna de Peces

Senderos, cortafuegos y pista. Hasta la laguna de Yeguas está bien marcado con balizas, el resto del camino debemos estar atentos a hitos de piedra y a nuestra propia orientación.
Ninguna de las lagunas son aptas para el baño. En época de calor llevar abundante agua.

 

 

 

          Pocas marchas por la sierra son tan agradecidas como esta que proponemos; con moderado esfuerzo y paso acompasado se trata de alcanzar el límite fronterizo con la provincia de León, en la Sierra de la Cabrera.

          Llegar al punto conocido como “Los tres burros”, un promontorio rocoso que desde la lejanía dibuja la silueta de tres semovientes en fila, es la invitación al espectáculo sobrecogedor que ofrecen los valles leoneses al abrigo de las estribaciones de la Cabrera.

          No solo el fin justifica la ruta; el trazado discurre por las, no menos singulares, lagunas de Yeguas y Cubillas y, a nuestro regreso, disfrutaremos de la laguna de Fueyo Grande y de una magnífica panorámica de la presa Vega de Tera.

          En el pueblo de San Martín de Castañeda, a 1200 metros de altitud, se alza en la ladera la excepcional iglesia del antiguo monasterio. De origen remoto, los primeros datos fehacientes hacen constancia de una reconstrucción en el año 921; los volúmenes actuales datan de los siglos XVI y XVIII. El monasterio fue prácticamente destruido después de la desamortización, constituyendo en la actualidad el Centro de Interpretación del Parque Natural del Lago de Sanabria.

          Tras una ineludible visita al Centro, continuamos ascendiendo por la carretera más atractiva del parque; a medida que ganamos altura obtenemos espléndidas panorámicas del Lago de Sanabria, San Martín de Castañeda y de toda la serranía que circunda este bello paraje; hacía el sur las crestas de la Sierra de la Culebra ponen límite al horizonte.

          Son necesarios 11 Km. de continuada subida para que la carretera concluya en la Laguna de Peces –la segunda de mayor tamaño del Parque después de la de Sotillo-, el altímetro en este lugar señala 1707 metros.

          Desde el aparcamiento habilitado, continuamos por la pista que circunda la Laguna, dejando ésta a nuestra izquierda, para cruzar por el dique que retiene sus aguas antes de dar vida al río Forcadura. Nuestro objetivo se enmarca claramente en el horizonte; al Norte, donde la tierra pone su fin, se aprecia la silueta de tres figuras cual si de burros se tratase. De aquí en adelante, en suave pendiente, un sendero bien marcado con balizas de madera en color azul nos guiará hasta la Laguna de Yeguas.

          Al igual que otras del Parque, la Laguna de Yeguas está en proceso de colmatación debido a las numerosas algas que cubren su fondo por lo que, pese a su gran tamaño y aspecto, no es muy recomendable para el baño.

          Proseguimos nuestro camino por un puente de lajas que cruza el aliviadero de la Laguna; a media altura, tres cabañas de pastores custodian el horizonte. Son los chozos de la laguna de Murias, un lugar perfecto para obtener una panorámica de la gran masa de agua. Un poco más arriba, al fondo de la vaguada, al norte, una pequeña cascada corretea por entre las piedras refrescando el ambiente con su rebelde chispear; la salvamos por su lado derecho y mantenemos la trayectoria en línea recta dirección Norte; unos hitos de piedra de gran tamaño nos servirán como puntos de referencia. El paisaje languidece, solo enebros y brezos rastreros soportan la climatología tan adversa de esta altitud; extensiones de turberas, castigada por los últimos incendios, apenas se mantienen con el agua que aporta las nevadas de los crudos inviernos.

          En continua y tendida subida, el horizonte se va definiendo aún más, hasta que, a nuestra derecha, surgen tres grandes peñas que irrumpen en el monótono paisaje. Son los Tres Burros que desde el aparcamiento de la Laguna de Peces veíamos en la lejanía, a 2.028 metros de altitud, en el paraje conocido como La Plana. El paisaje que se nos ofrece en este punto es sobrecogedor, la tierra parece que se acaba bajo un gran escalón en el límite divisorio entre Zamora y León, en las estribaciones de la Sierra de la Cabrera. Los valles que surgen a nuestros pies, en la vertiente leonesa, son de una espectacularidad indescriptible, un manto verde recubre toda la depresión encauzando las torrenteras hacia la cuenca leonesa. Prolongando nuestra excursión, escasos metros hacia el Este, podemos contemplar, al fondo del valle, el pueblo de la Baña, centro productor pizarrero de primer orden.

          El regreso lo haremos dirigiéndonos hacia el Oeste siguiendo el corredor natural de este baluarte rocoso -recientemente se ha abierto un cortafuegos que transita en paralelo-; al Noroeste se aprecia la baliza geodésica del Picón (2081 m.) y en breve, en el valle, surge a nuestra derecha la Laguna de Fueyo Grande con el recién alumbrado Arroyo de Ríopedro que contribuye con sus cristalinas aguas a sostener el Tera.

          Nuestro camino discurre ahora hacia el Suroeste por la parte superior de la ladera del Ríopedro, con la precaución de evitar bajarla por la inercia de la marcha; a nuestra derecha, cerrando el valle, surgen soberbias las crestas de Peña Trevinca (2124 m.) y Peña Negra (2119 m.). En pocos minutos, llegamos a un saliente desde el que podemos disfrutar de una preciosa panorámica del valle del Tera junto al primer dique que serena sus aguas, el embalse Vega de Tera.

          De nuevo en ruta, la marcha se plantea dirección Sur al encuentro de una pista que, primero, sin apenas desnivel, bordea Peña Cabrita para después, en pronunciada bajada, llevarnos sin posible pérdida al aparcamiento de la Laguna de Peces.

 

 

..........

 

 

 

 

 

 

 

rutas por Zamora guiadas por gps

zamora

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Provincia

 ::  Dossier   

 ::  Rutas 

 ::  Romerías 

 ::  Folclore 

 ::  Gastronomía